Siempre recomendamos llevarse la porción justa

Si bien los frutos secos son sanos, tienen grasas buenas, fibra, dan saciedad y generan gasto de digestión, comer grandes cantidades contribuye al aumento de peso.